Cada vez son más las formas en que se intenta limitar la libertad de prensa

Cada vez son más las formas en que se intenta limitar la libertad de prensa

La democracia trajo consigo nuevas formas de agresión, amenaza o persecución a los y las trabajadoras de prensa. Estos métodos -algunos más “sutiles” que otros- mediante los cuales se trata de limitar la libertad de prensa, en el fondo causan un daño mucho mayor: impedir que la ciudadanía reciba información. Por eso, el Sindicato de Periodistas del Paraguay trabaja en un nuevo sistema de categorización y registro de todas las agresiones de distintas índoles.

Tras una capacitación con miembros de la Fundación Para la Libertad de Prensa (FLIP) de Colombia, el SPP trabaja en la creación de un sistema de registro de todas las agresiones, amenazas, persecución jurídica contra trabajadores de prensa de los cuales toma conocimiento. La sistematización de los datos permitirá que en el futuro sea posible demandar políticas públicas que garanticen la libertad de prensa y el derecho de la ciudadanía de recibir información.

Muchas acciones que hoy son consideradas como gajes del oficio del o la periodista, son en realidad formas en las que ciertos actores o sectores buscan que trabajadores de prensa no puedan ejercer su labor. La agresión a un periodista trasciende a su persona porque se trata en el fondo del derecho que todos y todas tenemos a recibir información sobre hechos, instituciones, personas públicas y privadas cuando existen cuestiones que afectan al interés general.

En este proceso el SPP se ha posicionado a través de comunicados, sobre los diferentes casos de los cuales ha tomado conocimiento. Esto permite que todos y todas estén enterados de lo que sucede en el gremio, de las dificultades por las cuales atraviesan nuestros colegas y amigos. “Por eso los comunicados y a la par se está sistematizando y haciendo seguimiento. Solicitamos también que la Fiscalía investigue los casos y que los periodistas ademas de recibir protección (escolta policial en algunos casos) vean que sus casos son tratados como corresponde según la ley”, señala Noelia Díaz, Secretaria General del SPP.

El SPP trabaja además en la conformación de una red de corresponsales en todo el país, con el objetivo de que los casos puedan trascender. De esta forma el gremio puede reaccionar ante hechos de violencia.

Cabe mencionar que en Paraguay hubo 17 asesinatos de trabajadores de prensa desde 1989 hasta la actualidad. La mayoría de ellos quedaron impunes y solamente en uno fue condenado el autor moral. Al quedar impune estos casos, se refuerza la limitación al trabajo de las personas que ejercen el periodismo. A todo esto se suman las nuevas formas de limitar la labor, que van desde la amenaza de agresión física, pasando por el acoso sexual, hasta la persecución judicial de algunos periodistas.

Recibir información es un derecho de todos y todas las ciudadanas, para eso es necesario que las autoridades protejan a los y las periodistas y su labor.

Sin comentarios

Publicar un comentario